¿Cuál es la función de un gestor inmobiliario?

Como en todos los sectores y en todas las empresas, para que una marca funcione y consiga clientes potenciales vamos a necesitar un equipo profesional para que lleve a cabo todas las tareas que el cliente necesite. En el sector de las inmobiliarias contamos con los agentes inmobiliarios para ayudarnos en todas las gestiones para conseguir realizar nuestra operación de la mejor manera posible. Estos expertos, son los protagonistas principales en todos los servicios que te puede ofrecer una inmobiliaria.  

Pero ¿Realmente conocemos lo que hacen estos profesionales? ¿Sabes de qué manera pueden ayudarte y cómo? Te contamos todo sobre los agentes inmobiliarios para que sepas la importancia de su trabajo para que la venta o compra de tu vivienda no sea un auténtico caos. 

¿Qué es un agente inmobiliario? 

Este perfil es el que trabaja para vender/comprar o alquilar, las propiedades que llegan a sus manos. Es el encargado de estudiar el mercado y todas sus posibilidades para velar en todo momento por los intereses del cliente. De ellos depende realizar una buena gestión de tu operación pactando y negociando todas las condiciones con las dos partes afectadas en un proceso de venta o compra. 

¿Qué funciones tiene en el día a día un agente inmobiliario? 

Durante el transcurso de la jornada un agente inmobiliario tiene que llevar a cabo distintos tipos de tareas y funciones: 

  1. Las tareas comerciales: Un agente inmobiliario es un todoterreno, por ello tiene una parte más entretenida que consiste en conseguir clientes a través de su don de gentes y sus dotes de comunicación. Siempre tienen que estar atentos para poder ver oportunidades donde cualquier otra persona no vería ninguna. Conseguir una buena cartera de clientes e ir actualizándola día tras día es una de las labores más característica de estos profesionales. 
  2. Las tareas administrativas: También está en su mano realizar los contratos, contactar con la notaria, estudiar sobre los derechos y las obligaciones…etc. Tiene que estar al tanto de todo tipo de papeleos para poder realizar su trabajo. 
  3. Las tareas de negociación: Esta puede ser una de las que más tiempo los lleve, puesto que para conseguir una firma en una gestión necesitará de horas de llamadas, mensajes, emails y demás sistema de contacto para conocer lo que piensa cada interviniente. 
  4. Las tareas de actualidad: Es decir, un agente inmobiliario es el que conoce como está actualmente el mercado y cómo están los precios de las viviendas. Debe estar informado de todas las leyes que se modifiquen, así como las nuevas que entran en vigor para realizar su trabajo de forma efectiva y sin errores en el procedimiento. 

Como has podido comprobar estos profesionales son los que te van a ayudar en todas tus operaciones, por lo que son necesarios en todo momento para conseguir cumplir nuestros intereses y previsiones. Deja que te asesoren en cualquier duda que tengas para estar bien orientado y aconsejado en todo proceso que te veas involucrado.