Qué es y cómo hacer marketing inmobiliario

Toda empresa, pequeña o grande, sigue una estrategia de marketing para hacer llegar sus productos a los potenciales compradores. Cierto es, que en el caso de las agencias inmobiliarias, el proceso de venta es algo diferente, ya que éstas previamente han de comprar el producto para luego venderlo, en lugar de producirlo, en la mayoría de las casos.

Pero, si bien, pese a estas diferencias, las agencias inmobiliarias deberían de llevar a cabo un buen proceso de marketing inmobiliario. Este proceso consiste en analizar el mercado en el que nos encontramos para así establecer una serie de objetivos y, a raíz de esas dos variables, establecer una productiva estrategia organizada por el área de marketing de la empresa.

Para entender un poco mejor este proceso, entremos al detalle:

Cómo hacer marketing inmobiliario:

Analizar el mercado y analizar nuestra competitividad

Como hemos comentado, el primer paso trata de analizar el mercado, el entorno inmobiliario en el que nos encontramos actualmente. Para ello, tendremos en cuenta varios factores para analizar: la estructura social y económica de la sociedad donde comercia nuestra agencia inmobiliaria.

Además, debemos analizar el mercado inmobiliario y ver cómo trabajan nuestros competidores y qué ofrecen.

Una vez analizados estos factores procederemos a autoanalizarnos, para ver cuánto y cómo de competitivos somos. Debemos de poner en relieve nuestra propuesta de valor único, ver qué beneficios y cómo solucionamos los problemas de nuestros potenciales clientes. Debemos resaltar nuestra ventaja competitiva para que seamos los elegidos por el cliente, para que seamos su mejor opción.

Para esto último podemos construir una buena marca, branding inmobiliario.

Establecer objetivos

Es un aspecto muy importante ya que, si realizamos los pasos previos a la perfección pero nos saltamos este paso no tendrá sentido todo el proceso.

Debemos marcarnos unos objetivos como inmobiliaria. Ver hasta dónde queremos llegar, qué productos y qué mercado queremos abarcar, y sobre todo en el caso de las agencias inmobiliarias: qué territorios voy a abarcar.

Una vez puesto nuestro punto de mira en los objetivos, estableceremos las herramientas para dar a conocer nuestro producto y quiénes somos.Promoción de nuestra marca y nuestros productos

Nuestros productos en este caso serían las propiedades inmobiliarios, tales como: casas, viviendas, plazas de garaje, apartamentos, residencias de verano, terrenos de explotación, edificios, hoteles, y un largo abanico. Para su posterior venta o alquiler.

Es el momento de darlos a conocer al público, a nuestros potenciales clientes. Para ello vamos a acercarles nuestra marca y productos usando una serie de herramientas:

Herramientas 2.0

No podemos olvidarnos que vivimos en la era digital, por tanto, el uso de Internet y las redes sociales van a sernos una herramienta muy útil, no solo para acercar el producto, en nuestro caso las viviendas, sino también para construirnos una buena marca de agencia inmobiliaria.

Pero también contamos con las herramientas más tradicionales como la prensa, la radio o la televisión para publicitarnos.

Acudir a eventos y charlas de temas inmobiliarios puede ser otra herramienta útil.

Si te ha convencido no dudes en empezar ya con tu marketing inmobiliario.